esposas infieles

Esposas infieles – ¿Cómo detectarlo?

Según un estudio realizado recientemente por el Journal of Couple and Relationship Therapy de Estados Unidos, el número de mujeres infieles en una relación varía siempre en un porcentaje que va desde el 45% al 55%. Teniendo como coartada diversos motivos un tanto estándar.

Lo cierto es que si tratamos de detectar la mentira nos resultará sencillamente imposible a menos que optemos por seguir algunos de los consejos que hoy os damos en De Ellos. ¿Estáis preparados para afrontar la realidad de vuestra vida? Si es así, te invitamos a que leas el post protagonista del día de hoy: Esposas infieles – ¿Cómo detectarlo?

esposas infieles

Puntos a tener muy en cuenta

  • ¿Está muy despistada? CuidadoSi notas que tu pareja está un poco más despistada de lo normal, a veces no se entera de lo que le dices aunque asienta y, en definitiva, parece estar en un mundo lleno de mariposas, te diremos que tengas cuidado ya que pueden estar sucediendo dos cosas. La primera es que esté pasando por algún tipo de problema personal o laboral y la segunda es que tenga durante todo el día a alguien especial en su cabeza. Afronta la situación con respeto y como si fueses su mejor amigo para lograr adquirir mucha más información de lo que conseguirías siendo brusco.
  • Su nuevo amigoTe das cuenta que cada vez que habla contigo de cualquier cosa, sale a relucir el mismo nombre de chico (o chica dependiendo del caso concreto). Normalmente esto ocurre cada vez que ellas empiezan a estar interesadas en alguien, pero, bajo cualquier concepto, trata el tema con sumo cuidado, podría ser así pero también podrías caer en una trampa o en un error sencillamente.
  • El móvil, tu gran aliadoSi te has percatado de que cada vez que le coges el móvil su actitud cambia en 180º a peor, es bastante probable que la infidelidad esté en forma de SMS, correo electrónico o WhatsApp. A su favor decir que si no es esto, la otra vía es que esté preparándote algún tipo de sorpresa.
  • El sexo ha decaído: Aunque esto suele ser lo más normal en cualquier relación de pareja con el paso del tiempo, actitudes como la de que ella no tenga nunca ganas de un acercamiento por tu parte o que siempre le “duela la cabeza”, no hacen más que subrayar la infidelidad de tu mujer o novia. Hay otro hombre, asúmelo.
  • Te llama por otro nombre:  ¿Te llama de manera esporádica por otro nombre? Si es así y todavía no sospechas, amigo, te mereces convertirte en santo. Sobra decir que hay una infidelidad.

Recomendaciones

Te recomendamos que con este tema seas muy cauto y que no tomes una decisión a la ligera hasta que no estés completamente seguro de que tu esposa te es infiel. Casi todos los hombres somos celosos patológicos, no siempre estas señales son 100% ciertas (aunque creamos que si), hay que intentar ser objetivos, señalar a tu pareja sin fundamento y con un juicio no adecuado puede resultar muy negativo de cara a tu relación.

Por otro lado, ya sabes lo firme que es la ley con la protección de datos privada, no hagas nada de lo que puedan utilizar en tu contra y meterte en serios problemas. Con esto nos referimos a que acceder a su correo electrónico, revisar sus mensajes de texto, whatsapp o similares es delito. Aunque se trate de tu esposa/pareja la ley es muy estricta con este tipo de datos sensibles y puedes salir muy perjudicado.

Siempre mantén la calma ante cualquier situación, procura ser frío y no tomar decisiones comprometidas en caliente, sal a dar una vuelta, llama a alguien de confianza y despeja tu mente. Es bueno dejar pasar un par de días antes de tomar una decisión.

¿Has sufrido algún tipo de desliz por parte de tu pareja? Deja a un lado los tabúes y cuéntalo en De Ellos mediante un comentario o compartiendo el artículo en las redes sociales.

Acerca de Juan José Hernández

Titulado como entrenador personal IFBB y ejerciendo como blogger durante todo el tiempo posible, soy un loco de las tecnologías y el deporte, que se divierte con lo que hace y que cree fervientemente en que “aprendiendo a morir se aprende a vivir mejor”. Puedes seguirme en Twitter y en Facebook.